GuidePedia

0

5 razones de porqué no logras bajar de peso rápidamente


Les ha pasado que duran horas en el gimnasio y siguen una dieta estricta para
 bajar de peso y aun así siguen igual que antes o como por arte de magia sencillamente dejas de perder peso. Pues bien, quizá existen otros factores que sin darte cuenta están afectando negativamente tu dieta o entrenamiento, por ejemplo no dormir bien, los jugos con azúcar y comer frente al televisor son algunos obstáculos que te impiden bajar de peso.

¿Algo estás haciendo mal?

 

1. Comes después de entrenar


Uno de los errores principales después de entrenarte es creer que has perdido demasiada energía  y para compensarla necesitas comer, este es un mito popular, lo cierto es que después de hacer ejercicio no necesitas comer una ración extra, si lo haces seguramente no lograras bajar de peso. Más bien recuerda hidratarte ya que la actividad física si tiende a deshidratarte por el exceso de sudor.

2. Comes las calorías que quemas


Este método es muy utilizado a la hora de querer perder peso. Si quemas 1000 calorías durante tu entrenamiento pero luego te comes las mismas calorías que perdiste, lo siento amiguita, no lograrás nunca perder de peso. Este método es bueno para mantener tu peso ideal pero no para perderlo, si quieres perder peso debes complementar con una dieta balanceada que incluya menos calorías de las que pierdes en el gimnasio.

3. Dormir pocas horas


Dormir menos de 5 horas altera las hormonas  que controlan el hambre y el sentimiento de saciedad, igualmente dormir poco tiempo descontrola la  hormona del estrés llamada cortisol, lo cual produce que aumenten los niveles de azúcar en la sangre y por ende te provocas de un hambre voraz en la noche, lo cual es un punto negativo si  quieres bajar de peso rápidamente

4. No respetas la dieta


De nada sirve si comes un desayuno, almuerzo y cena saludable si entre comidas te comes una torta, un litro de gasesosa y un paquete de papas. Es normal que sintamos antojos entre comidas y por ello tomamos snacks o meriendas, pero deben ser meriendas saludables para el cuerpo. Por ejemplo el maní de sal, el maíz pira, las barras de cereal, las galletas integrales, los jugos adelgazantes y los yogures deslactosados son perfectos para no romper con tu dieta.

5. No eres constante



Una de las claves para bajar de peso es ser constantes, es decir cuando comiences a realizar una dieta para bajar de peso debes ir progresivamente, no se trata de la noche a la mañana dejar de comer, esto es malísimo para tu metabolismo y no funcionara de forma correcta a la hora de perder grasa. No es válido comer una semana como loca y la otra semana comer desaforadamente todo lo que encuentres, tampoco es válido matarte en el gimnasio unos días y los otros dedicarte al sedentarismo, esta inconstancia no solo afectara tu peso si no tu salud en general.

Publicar un comentario

 
Top