GuidePedia

0

El agua de alcachofas es uno de los alimentos que te permitirán disminuir de manera notable el peso. Las infusiones de alcachofa ayudan a la correcta disuloción de las grasas, formando una barrera ante la obesidad muy efectiva. Ten en cuenta que tendrás que tomarla diariamente para que funcione.

También te ayudará a eliminar los líquidos sobrantes, siendo una buena manera de terminar con los tobillos o el abdomen hinchado. Toma el agua antes de las comidas y entre comidas, no más de 3 vasos al día. Podrás preparar la infusión con un par de alcachofas limpias, que hervirás hasta que estén cocidas, cuando hayan cambiado de tono, a más verde.

Aprovecha la carne de las alcachofas para cocinar todo tipo de platos y tómate el agua fría, si consigues tomarlas durante al menos quince días, notarás los cambios de manera inmediata, bajando volumen y reduciendo tallas de una manera considerable. ¡Comienza la operación bikini de la mejor forma!


Publicar un comentario

 
Top